home Maquinaria, Medio Ambiente LA INDUSTRIA DE PLÁSTICOS EUROPEA es optimista y afronta desafíos en múltiples frentes

LA INDUSTRIA DE PLÁSTICOS EUROPEA es optimista y afronta desafíos en múltiples frentes

La industria de plásticos europea tiene que librar batallas en varios frentes, muchas de ellas condicionadas por la incierta situación económica general en la región. Las medidas de austeridad en muchos países han afectado a las inversiones en proyectos de producción y construcción; los consumidores ya no compran tantos coches como solían hacerlo; los productos más pequeños y asequibles que siguen vendiéndose bien, como los smartphones y las tablets, se fabrican en cualquier lugar.

Pero Europa sigue siendo fuerte en desarrollo, producción y uso de plásticos de alto rendimiento. Por ejemplo, Victrex dijo recientemente que aumentaría la capacidad de polímeros de poliariletercetona (PAEK) en sus operaciones en Thornton Cleveleys, Inglaterra, en un 70% aprox. Los polímeros de PAEK (de los que PEEK es el más famoso) se usan en una gama amplia y creciente de aplicaciones en los sectores de transportes, industrial y electrónico.

El descenso en la industria automovilística europea tuvo importantes consecuencias en la cadena de suministro. La producción automovilística en Europa Occidental podría caer hasta un 8,5% en 2013. Esto es probable que afecte a los negocios e inversiones de los proveedores de componentes de plásticos.
Una excepción a esta tendencia parece ser el RU. “La industria de automoción del RU se ha beneficiado de las inversiones en nuevas generaciones de vehículos, estamos experimentando un renacimiento de la actividad industrial para los proveedores de la industria de automoción,” afirma Philip Law, Director de Asuntos Públicos e Industriales en la Federación de Plásticos Británica. “Una cantidad importante de empresas está regresando al RU.”

Por eso, a pesar de los problemas en la automoción, el sector de transformación de plásticos, por lo menos en Alemania, sigue creciendo tan rápidamente como el PIB, como mínimo. El volumen de negocio logró un máximo en 2012, aunque el crecimiento se ralentizó a niveles del PIB, según la asociación comercial de transformadores de plásticos alemana, GKV.

Oliver Möllenstädt, Director General de GKV, cree que, debido a los costes de producción relativamente mayores (energía y también mano de obra), en comparación con otras regiones del mundo, la industria de transformación de plásticos de Europa se concentrará en productos con valor añadido superior y productos innovadores. “La industria de transformación en Alemania en 2012 tenía casi el mismo volumen de negocio que el año anterior, pero la entrada de materias primas se redujo,” afirma.

Las ventas de embalajes y láminas de plástico en Alemania cayeron realmente, un 0,4% en 2012, según el responsable de embalajes de plásticos de la asociación comercial IK, destacando que los fabricantes de embalajes siguieron afrontando aumentos en los precios de las materias primas y la energía. Sin embargo, dice que el crecimiento debe volver este año y sus miembros son optimistas para el segundo trimestre.

Un viento de cambio
Los bioplásticos siguen ocupando un gran nicho en el mercado de plásticos de Europa; y es un nicho que está creciendo, con la ayuda de los desarrollos en la tecnología que les proporcionan propiedades mejoradas y también con la ayuda de cambios en la legislación. Por ejemplo, las bolsas de plásticos no biodegradables se están eliminando actualmente en Italia gracias a nuevas leyes, y a nuevas bolsas de materiales bio-degradables como el MaterBi de Novamont, que ya están ocupando su lugar. Pronto podrían seguir otros países europeos. La Comisión Europea está valorando ahora opciones para reducir las bolsas de plástico de un solo uso en toda la UE. La asociación comercial European Bioplastics quiere asegurarse de que el marco de soporte se aplique a todos los niveles en la UE y en sus estados miembro, para atraer inversiones.

Bolsa biodegradable Novamont (italia)
Bolsa biodegradable Novamont (italia)

Actualmente, existen numerosas iniciativas locales en curso para fomentar la producción de bioplásticos en Europa. Por ejemplo, en Cerdeña, la empresa italiana de energía Eni, a través de su filial química Versalis (anteriormente Polimeri Europa) creó Matrica, una joint venture “de química ecológica” con Novamont, donde se establecerán nuevas instalaciones de producción para monómeros biológicos, productos intermedios para elastómeros y plásticos y fillers.

Entretanto, el gobierno holandés ha aplicado sus puntos de vista en los Países Bajos, siendo conocido como ‘el país de la química ecológica’ en 2050 y una de las mayores economías con base biológica en el mundo. En el país no sólo crecen tulipanes, también tiene abundantes tierras de cultivo y es el principal productor de remolacha azucarera que es una materia prima fundamental para los bioplásticos.

Bolsa biodegradable tecnologia Novamont basada en maiz
Bolsa biodegradable tecnologia Novamont basada en maiz

La industria de maquinaria europea sigue pujante
En toda Europa, importantes fabricantes de máquinas siguen invirtiendo. Por ejemplo, en Austria, Engel invertirá 12 millones de euros en su sede central de Schwertberg, donde ampliará su área de montaje y expedición para máquinas de moldeo por inyección; Sumitomo Heavy Industries ha presupuestado 20 millones de euros para la modernización de la producción en sus instalaciones de Sumitomo (SHI) Demag en Schwaig y Wiehe, Alemania.

Alemania sigue siendo la mayor potencia en maquinaria de transformación de plásticos. Las ventas de los fabricantes de maquinaria de plásticos y caucho alemanes aumentaron un 6% en 2012, logrando un nuevo récord. Las ventas llegaron a €6.500 millones, superando la marca de €6.000 millones establecida en 2011. El récord anterior era de 2008, antes de la recesión. Los mercados tradicionales están reviviendo, mientras los fabricantes alemanes experimentan un crecimiento superior a la media en la UE, así como en los EE.UU. Polonia es ahora el mayor mercado de la UE para la maquinaria alemana.

Las exportaciones de maquinaria a Asia desde Italia, el segundo mayor país fabricante de maquinaria para plásticos en Europa, descendió en porcentaje el último año, explica la asociación de fabricantes de maquinaria Assocomaplast, señalando que “las tendencias que emergen de la valoración regional de las exportaciones del sector – y concretamente un aumento de las ventas a Europa y Norteamérica contrapuesto al descenso en las ventas a Sudamérica y, todavía más, a Asia – se han notado también en otros países que fabrican este tipo de maquinaria.”

FUENTE: Oficina de prensa de K 2013